Diario de una Kunoichi - Mi presentación

INTRODUCCIÓN
por Juan Hombre

Mi dominio del francés es cerca de cero, es decir “Tres Petit”, sin embargo como fue el idioma que estudié en mi época colegial, entender su lectura no me resulta complicado, en el siguiente trabajo de traducción que he realizado. Esta es la traducción resumida del proyecto de una estudiante francesa, sobre su entrenamiento en mi Campamento Ninja.

Ambos hemos considerado oportuno no dar su nombre, por lo tanto esta estudiante se identificará como Kunoichi.

“Kunoichi” se embarcó en una gran aventura que me entusiasmó. Durante la redacción del libro hemos tenido un contacto muy intenso por correo electrónico, ya que quería plasmar mis enseñanzas recibidas durante el curso con la mayor exactitud posible. Cuando finalmente este texto llegó a mis manos para poder leerlo, me sentí halagado al observar como a través de sus comentarios, esta estudiante dejaba entrever en su “DIARIO DE UNA KUNOICHI” como había captado la esencia de mis enseñanzas y comprendía perfectamente nuestro tipo de entrenamiento.

La fidelidad con la que iba relatando lo acontecido en los diferentes días del Shinobi Genki Renshu, me dio la idea de utilizarlo para que todos los que lo lean, sepan en que consiste este entrenamiento de alto nivel. Pedí su autorización para publicarlo de forma resumida en mi web, como presentación del próximo curso INTENSIVO que se realizará en el Campo de Entreno, la última semana de Agosto 2010, justo antes de nuestra partida a Japón, para entrenar de forma “exclusiva” con el Gran Maestro Jinichi Kawakami y los maestros más destacados del IGA RYU NINJUTSU.

La idea de hacer un resumen-presentación de su libro en mi WEB le gustó y a mí también, por lo tanto ahora queda aquí impresa para que todos quienes lo lean, puedan conocer como es nuestro trabajo.

*AVISO: Para evitar malentendidos, todo parecido con la realidad con respecto al ENTRENAMIENTO es justamente “VERDAD” de la buena, la “otra” realidad sin duda siempre depende del lado del Corazón con que cada uno la mire. En los capítulos hemos quitado muchas cosas, pare centrar la lectura mas en el entrenamiento intensivo que realizamos en el Shinobi Genki Renshu. Por ello es posible que el lector aprecie cierta falta de cohesión o lagunas.

Domo Arigato entonces a esta estudiante por sus halagos y apreciaciones. Arigato Gozaimasu también por “atreverse” a conocer el JAPAN NINJUTSU. Ella por su propia decisión y haciendo uso de su libertad, decidió acudir, aguantó el intenso entreno y regresó a Francia con su corazón feliz. Yo no puedo pedir más, por lo tanto Srta. Kunoichi bienvenida a nuestra familia.

Atte. Juan Hombre

MI PRESENTACIÓN

Justo a la vuelta de los días que pasé en España entrenando con el Sensei Juan Hombre sentí la necesidad de poner por escrito mis experiencias en esos días.

Así que el proyecto de este libro empezó a tomar forma en mi mente, aunque todavía no me sentía preparada para poner por escrito lo que había sentido durante el curso.

Fueron unos días muy intensos, llenos de vivencias, de aprendizaje personal y de entrenamiento muy duro. Días en los que me descubrí a mi misma aspectos que nunca había pensado, días en los que pude comprender mis debilidades y aprendí a luchar contra ellas, momentos en los que aprecie al Sensei Juan Hombre como el mejor Maestro del mundo, momentos en los que le odié con furia por el estado de agotamiento al que nos llevaba.

Entrené hasta la extenuación, reí, lloré y comprendí la diferencia entre el simple entrenamiento y el vivir como un Ninja.

Ahora, mientras escribo y pienso en esos días veo que he ganado mucho…

Al comenzar a escribir el libro me topé con una gran dificultad… transcribir las palabras exactas del Sensei, en el curso me iba a resultar muy difícil, por mi desconocimiento del español y por el tiempo transcurrido.

Con el permiso de mi Maestró contacté con el Sensei Juan Hombre que se mostró encantado con la idea del libro y accedió encantado a ayudarme con el. Debo darle las gracias desde mi corazón por la paciencia que ha tenido conmigo durante el curso… y después de él.

Gracias Sensei por mostrarme le camino de cómo VIVIR el Ninjutsu.

Dar las gracias también al Senpai Antonio-San que hizo de enlace por Internet entre el Sensei y yo.

Y dar las gracias a todos sus Instructores españoles que tanto me ayudaron, en los momentos buenos y también cuando no podía más.

Gracias porque cada uno de ellos me enseñó algo muy importante.

CAPITULO I: EL COMIENZO

El Ninjutsu fue una pasión que apareció en mi vida ya siendo pequeñita. Me intrigaban esos guerreros silenciosos capaces de grandes proezas, por ello cuando descubrí que en ese mundo también había un lugar para las mujeres Kunoichi, decidí que querría parecerme a una de ellas.

Mis amigas se acostumbraron a mis rarezas y una de ellas hasta se apuntó a hacer Karate conmigo. Hasta que no cumplí los 16 y coincidiendo que nos mudamos a una ciudad mas grande no comencé a practicar Ninjutsu. Encontré un gran Maestro que con el tiempo se convirtió en amigo. El ambiente en nuestro dojo era muy bueno, aun así…Mi Maestro es una persona muy inquieta, siempre buscando el perfeccionarse como persona y como Artista Marcial.

Indagando en Internet encontró referencias al Sensei Juan Hombre y a su “Ninjutsu tradicional”. Supuestamente el Sensei Juan Hombre había entrenado con el Soke Jinichi Kawakami, el supuesto heredero en Japón de las tradiciones Ninja de KOKA, IGA y UENO.

Nos mostró unos videos de Youtube donde sus alumnos realizaban unas técnicas…. Muy dinámicas y rápidas. A pesar de ello yo me sentía bastante escéptica con este “NINJUTSU TRADICIONAL”.

Mi Maestro contactó con el Sensei Juan Hombre y junto con un alumno viajaron a España a realizar un curso intensivo. Mi Maestro volvió emocionado, nos contó un montón de anécdotas, pero a mi lo que se me grabó en la mente fue una de sus primeras afirmaciones un día en el dojo.

Simplemente nos dijo: -“Eso era Ninjutsu”-. Yo que seguía muy escéptica con lo que creía una locura pasajera de mi Maestro pregunté algo enfadada:

-“¿Entonces nosotros que entrenamos aquí Maestro?”

-Ninjutsu también –me respondió.

Mi Maestro viendo que estaba bastante enfadada y conociéndome como me conocía nos explicó:

-“Me es difícil explicarlo, nosotros entrenamos un Ninjutsu diferente, ni mejor ni peor que el de ellos técnicamente. ¿Pero es el Ninjutsu solo técnica? Su Ninjutsu es como lo definen ellos, tradicional. Los días que he estado en el “Onbure Shoreijo” (así se llama su campo de entrenamiento) me he sentido como un Ninja de verdad ¿por? Por la Actitud, por la Forma; esta gente de la Japan Ninjutsu entrenan como Ninjas reales, en el campo, haga sol, llueva o nieve, realizan los Kaiten por el suelo con piedras, barro o lo que sea. Duermen con las armas y a un grito están alerta y formados. Entrenan 12 horas seguidas sin comer si hace falta.

Si su Sensei dice 50 flexiones, nadie dice nada, tan solo el ruido de las respiraciones mientras las hacen y técnicamente me han gustado también. Sus técnicas son como los vídeos que vimos, rápidas y muy eficaces. Y lo que mas me sorprendió, es que TODOS ENTRENAN A ESA VELOCIDAD… Resumiendo, no entrenan Ninjutsu, viven como Ninjas.

Quedé muy intrigada. Pero soy muy terca y seguía pensando que a mi Maestro se le había ido un poco la cabeza. En el verano mi Maestro iba a organizar un viaje con alumnos avanzados para realizar un curso intensivo de JAPAN NINJUTSU en Agosto, y después del curso mi Maestro se quedaba ¡4 días mas! Para luego acompañar al Sensei y a varios alumnos avanzados al viaje anual para entrenar en Japón con el Soke Jinichi Kawakami.

Así que me apunte…sobre todo por orgullo y con la idea de hacer ver a mi Maestro que eso era una locura…